Tercera Etapa del IV Kaliber Tierras de Al-Andalus.

Ruinas de Itálicas en Santiponce (Sevilla).
 Amanecer en las Marismas.
Seguimos recordando lo acontecido, según mis notas, en el IV Kaliber Tierras de Al-Andalus, hoy recordamos la tercera etapa de este Kaliber.
Salimos desde las mismísimas puertas de la Ermita de la Virgen del Rocio, una mañana fresquita y con las preciosas vistas de las marismas rocieras, fotos para enmarcar con las primeras luces de un sol naciente.
Los Jinetes a las puertas de la Ermita del Rocio.

3ª ETAPA: El ROCIO- SANTIPONCE-RUINAS DE ITÁLICA (SEVILLA)

Dejamos bien temprano la casita del camping, para ir a desayunar en el comedor del Camping, donde nos tenían preparado el menú para los participantes, teníamos que ir hacia la Ermita para dar la salida desde las mismas puertas de la Ermita de la Virgen del Rocio. 
             Antes de la salida, nos reunimos todos los participantes del Raid, para rezar una salve ante la Virgen del Rocio, y a continuación se dio la salida en dirección al Vet-Gate que estaba situado en el camping de Aznalcazar ya en términos de Sevilla.
Ayer salimos de la provincia de Cádiz y tras cruzar el rio Guadalquivir, nos adentramos en terrenos de la provincia de Huelva, ya hoy pisamos terrenos en la provincia de Sevilla, donde estará situada la meta en las milenarias ruinas de Itálica en Santiponce (Sevilla), –la ciudad romana de Itálica se fundó en el año 206 a. C. por iniciativa de Publio Cornelio Escipión el Africano, y cuna de los emperadores Trajano y Adriano.–, sitio donde no se prodigan los eventos deportivos, solo con la excepción de la carrera pedestre internacional de Itálica.

 Tienen que recorrer los participantes 66 Km. para llegar a la ruinas de Itálicas en Santiponce (Sevilla).

 Alguno de los jueces en charla con Kristian antes de la salida.
Salimos en dirección Aznalcazar y paramos en la Raya para ver pasar a los caballos por la Raya Real, para los que no conozcan estas tierras, la Raya Real es un camino dentro del Parque Natural de Doñana que es uno de los caminos típico de los romeros que acuden a las perigraciones hacia el Rocio, camino arenoso bordeado de eucaliptos y monte bajo, donde se suelen ver animales en estado salvaje, principalmente ciervos, corzos, jabalíes y la joya de la corona, como es el lince ibérico, que por cierto, muy cerca de la Raya Real, estaba una madre con sus cachorros, por lo que los poquisimos vehículos de la organización que pudieron pasar por estos terrenos, tenían que respetar las velocidades para no asustar a los linces.
Raya Real en la Reserva Natural de Doñana.
Por la carretera que cruza la Raya Real, nos detuvimos para ver pasar a los caballos, y allí estaba la guardia civil para regular el paso de los jinetes. Entre los tres guardias civiles, había uno que se sabía al dedillo la documentación necesaria para el transporte de los caballos (terror de los caballistas). Hice una lista de toda la documentación necesaria, que no es poca, para tenerla como referencia para los traslados.
Vet-Gate en Aznalcazar.
Llegamos al Vet-Gate con tiempo suficiente de organizar la entrada de los vehículos, me puse con un megáfono a dirigirlos por el pinar para que no se amontonaran en la entrada de los caballos y el Vet-Gate.

                En esta meta intermedia entra primero Joaquín Anaya con “Vesana” y detrás un grupo de siete a pocos segundos, pasando primero el Vet-Gate “Damas el Dercouch” de Lise Chambost, segundo “Massar” de Jean-Pierre Leriset y tercero Carlos Escavia con “Yaman V”, que al final seria el ganador de la etapa.

Una vez terminado de pasar los caballos el Vet-Gate, nos dirigimos a la meta que estaba situada dentro de las Ruinas de Itálica en Santiponce (Sevilla).
Iris y Jean-Pierre entrando hacia la Meta.

Esta llegada era a Meta, y no tardaron en aparecer dos caballos a todo trapo, uno era  “Eritrea” con Iris y el otro el francés Jean-Pierre Lerisset con “Masar”, pero por culpa de un viento muy fuerte, que derribo el arco de la meta y también  tumbó las vallas de propaganda que formaban la manga de entrada a la Meta, estos dos jinetes no vieron bien la manga de entrada y continuaron por un camino de albero paralelo, al llegar a la altura de la meta, uno de los jueces les dijo que volvieran ya que tenían que entrar por la línea de meta, como era lógico y reglamentario, volvieron hasta donde empezaban  las vallas de propaganda que estaban tiradas en el suelo, y al coger la línea de meta, Iris vuelve a equivocarse y coge otro camino de albero paralelo, vuelta y ya “Masar” le coge ventaja y entra vencedor en la meta. Todo por los nervios de la competición que nos les dejaba ver bien la línea de meta. A todo esto Luis, el marido de Iris, nervioso gritaba a Iris la meta, la meta. Al final   “Eritrea” no paso el trote y fue eliminada. En el control tampoco paso “Damas” que entro cuarto con Lisse Chambost.

Fotos que me remite Luis Hens para aclaración de esta llegada a Meta, abajo en los comentarios tenéis un amplio comentario de Luis de esta llegada.

En binomios Carlos Escavias Jr. ganó la etapa con “Yaman V”.
En binomios Eduardo Sánchez continua en cabeza en  la clasificación general con 22 minutos sobre Otto Vélez.
En equipos Iñigo y Teresa Lozano mantenían la cabeza sobre María Capdevila y Enma Rossel con unos tres minutos de diferencia.
Iris en la Meta de Itálica.
 Los Veterinarios intercambiando opiniones.

 

Francine Coneau pendiente de su caballo “Odes”.
Terminado el Vet-Gate, en el que estuvimos los de siempre en pulsómetros, nos sirvieron un almuerzo en una carpa que habían montado junto a la meta.
José Manuel Soto en la entrega de premios de esta etapa.

Finalizada esta etapa con la llegada a las Ruinas de Itálicas, se realizo la entrega de premios, como todos los días, en el camión escenario que nos acompaña durante toda la prueba.

Esta noche y la siguiente, por cercanía de estas dos etapas, dormíamos en casa, José María y yo, ya que la siguiente la meta estará en Carmona, también cerca de Sevilla.

Una de las mesas de los jueces.
El cortador de Maximiliano en plena faena.

Por la noche fuimos al hipódromo de Dos Hermanas, lugar desde el que se daría la salida al siguiente día y donde pernoctarían todos los caballos, para la reunión previa y posteriormente nos dieron una cena en los salones del hipódromo, a base de carnes, de distintas clases y por supuesto el magnifico jamón de nuestro amigo Maximiliano, (Jamones – Maximiliano Jabugo) que todos los días montaba su estand en las cenas de fin de cada etapa.

Clasificaciones por Equipos:

 

 Clasificaciones de los Binomios:
Resultados de Rosa Montero.
Resultados completos por fases en:ETAPA III.
Saludos de Gabriel.

Gabriel Gamiz

Jinete de Raid Juez de Raid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *