La Digestión de los Caballos.

Este articulo es un recordatorio de como evoluciona la comida en nuestros caballos y unos buenos consejos.

“La Digestión de los Caballos

La comida masticada y tragada viaja por un tubo muscular llamado esófago.
El estómago del caballo adulto es bastante pequeño en comparación con su tamaño corporal (esta es posiblemente la razón por la que los caballos salvajes pasan la mayor parte del día comiendo, entre 17 y 24 horas). El estómago es el punto de partida de la digestión en los caballos, en este órgano se segregan ácidos y enzimas (las enzimas son moléculas que ayudan en reacciones químicas y en el aparato digestivo son muy importantes para romper la estructura de las plantas que comen los caballos). El estómago también hace de almacén, para que la comida se libere al intestino de manera controlada.
El intestino delgado es la parte más larga del aparato digestivo de los caballos, mide unos 25 metros y está dividido en tres segmentos (duodeno, yeyuno e íleon). El intestino delgado recibe casi continuamente contenido del estómago. También recibe del páncreas y del hígado jugos ricos en enzimas que ayudan a romper los componentes de la comida para que puedan ser absorbidos por el caballo.
Todo lo que no se ha absorbido en el intestino pasa al ciego y al intestino grueso. Es en estas estructuras donde ocurren los procesos de fermentación (la fermentación usa bacterias específicas que viven en el intestino, rompen los componentes de la comida para producir energía, un subproducto de la fermentación es el gas, que seguro que han oído más de una vez salir por el ano de su caballo). Billones y billones de bacterias y protozoos, trabajan aquí para romper las complejas moléculas que forman la comida, especialmente la fibra de las plantas. Además el intestino grueso es el responsable de la absorción de agua y electrolitos.
El resto de componentes que no se han absorbido durante este proceso pasan al recto. Estos materiales se acumulan en el recto hasta que hay una cantidad suficiente para estimular la defecación.
El proceso completo, desde la boca hasta en ano dura entre 24 y 72 horas.
Aparato digestivo
CONSEJO
Para que el proceso de la digestión sea eficiente es muy importante que el caballo tenga una boca sana. Como parte del cuidado de la boca, se deben de examinar los dientes para asegurarse de que el caballo mastica adecuadamente. Los dientes de los caballos crecen durante toda su vida (por ello se puede saber la edad con las marcas que deja el crecimiento de los dientes) y se forman unos picos que pueden ser dolorosos. Los picos se producen en la mandíbula superior en el lado de los dientes que toca el carrillo y en la mandíbula inferior en el lado de los dientes que contacta con la lengua). Si su caballo está alegre y contento pero no se termina el pienso puede ser que los picos le molesten al masticar el grano y prefiera no comerlo. Consulte con su veterinario si su caballo necesita que se le limen los picos.
Una desparasitación regular también ayuda a una buena digestión, porque evita daños en la mucosa del estómago y del intestino producidos por los parásitos.”
Fuente: HEN, HOSPITAL EQUINO DE NAVARRA.
Saludos de Gabriel.

Gabriel Gamiz

Jinete de Raid Juez de Raid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *