¿Como Afectan los Suelos Húmedos al Casco de los Caballos?

¿Como Afectan los Suelos Húmedos al Casco de los Caballos?

Ya empezamos el Otoño , estamos en los primeros días de esta estación donde las aguas tienen que hacer acto de presencia para el bienestar de nuestros campos, ya que el paso del verano los ha dejado muy agostados.

 Y como estas aguas llegaran, bien está el recordar los problemas que nos pueden acarrear a los cascos de nuestros caballos.

En este articulo de  Joaquín Ventura, podéis leer algunas consecuencias de dicha humedad.

«¿Cómo afectan los suelos húmedos al casco de los caballos?

La muralla no se ve afectada pero la palma puede aumentar su grado de humedad

Por Joaquín Ventura García
 

 Un estudio australiano con caballos salvajes y domésticos que vivían sobre suelos con muy diferentes grados de humedad ha mostrado que la tapa del casco no aumenta su grado de humedad dependiendo de la del ambiente, pero sí la palma.

La experiencia dice a los propietarios de caballos que no es bueno que estén de forma habitual sobre terrenos embarrados, pero ¿sabemos por dónde empiezan a “estropearse” el casco como consecuencia de que el animal lo tenga siempre sumergido en terreno húmedo? Un estudio* llevado a cabo en Australia (en la Escuela de Veterinaria de la Universidad de Queensland) ha sugerido que es la palma lo que aumenta su grado de humedad de forma significativa cuando se sumerge en agua, tan solo en dos horas, mientras que la tapa o muralla no se ve afectada.

Para llegar a esta conclusión se estudiaron los cascos de seis caballos de deporte y 40 caballos salvajes que habitaban
en tres ambientes distintos: húmedo y cenagoso (10), parcialmente inundado (20) y desértico (10). Se buscaban cambios en el grado de hidratación de la muralla y la palma, dependiendo del ambiente en el que vivían los caballos.
El grado de humedad se analizó in vitro para las muestras de tapa tomadas a todos los caballos salvajes, mientras
que en otro experimento diferente se observó el grado de humedad de tapa y palma de los seis caballos de deporte, tomado antes y después de sumergir el casco en agua.
En cuanto a las muestras de los caballos salvajes, el grado de humedad de la muralla no difirió entre los tres grupos. Tampoco fue diferente en los cascos de los caballos domésticos incluidos en el estudio antes y después de haber estado en remojo. Sin embargo, tras dos horas de estar en agua las palmas de estos últimos sí que registraron un aumento significativo de su grado de humedad.»
Fuente: Portal Veterinario Argos.
Saludos de Gabriel.

Gabriel Gamiz

Jinete de Raid Juez de Raid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *